Directivas para el transporte - INSTRUCCIONES PARA EL EMBALADOR Rp/3

   
INSTRUCCIONES PARA EL EMBALADOR
 
 
Rp/3 – Tortugas de tierra, serpientes y lagartos
   
1. Bienestar general
   
1.1 Los reptiles deberían tener prioridad sobre las mercancías.
   
1.21 Sólo se deberían transportar reptiles en buen estado de salud.
   
1.3 No se deberían administrar calmantes a los reptiles.
   
1.41 No se deberían transportar en el mismo compartimiento o bolsas reptiles de especies diferentes.
   
1.5 A no ser que se sepa que animales de la misma especie se toleran juntos, no deberían ser transportados en el mismo compartimiento o bolsa.
   
1.6 No se debería molestar a los reptiles durante el traslado.
   
1.72 Los reptiles que hayan enfermado o se hayan herido durante el traslado deberían recibir tratamiento veterinario lo más pronto posible y, si fuere necesario, deberían ser sacrificados evitando sufrimientos. Se debería dejar constancia de los datos al respecto.
   
1.82 Los reptiles enfermos o muertos se deberían sacar de los contenedores, cuando sea factible, y se debería dejar constancia de los datos al respecto.
   
1.9 No es necesario alimentarlos durante el traslado.
   
1.10 Para que no haya infecciones, y por razones sanitarias e higiénicas, se debería evitar el contacto humano con los reptiles, y éstos no deberían permanecer cerca de artículos alimenticios o en lugares a los que tengan acceso personas no autorizadas.
   
1.11 No se debería transportar ningún reptil junto a material radioactivo o a otras substancias peligrosas para la salud.
   
1.12 Se deberían fijar los contenedores para evitar los efectos del movimiento en avión, tren, camión o barco, y se deberían mantener siempre en posición horizontal.
   
2. Planificación del transporte
   
2.1 Se deberían tomar todas las precauciones previas posibles para garantizar que los reptiles no queden expuestos a temperaturas extremas o a corrientes de aire. Por lo tanto sería necesario planificar su traslado teniendo muy en cuenta las condiciones climáticas naturales para ellos, así como las condiciones en el lugar de destino y durante el transporte. Se debería prestar particular atención a las facilidades en las escalas intermedias, en los aeropuertos, etc.
   
2.2 Se debería destruir, después de su uso, bolsas u otro material de embalaje; se deberían limpiar y desinfectar completamente los contenedores antes y después de su uso.
   
2.3 Se debería notificar previamente al destinatario la hora calculada de llegada, así como el trayecto. Se deberían realizar las adecuadas gestiones previas para que los animales sean recibidos sin demoras en su destino, así como para que se haga lo que convenga en los puntos de tránsito.
   
2.4 Si se prevé que los reptiles serán retirados luego de un cierto plazo, se deberían realizar gestiones previas para el alojamiento de los reptiles.
   
2.5 No se debería pagar contra entrega.
   
3. Contenedor
   
3.1 El contenedor debería ser de madera o de otro material de la misma resistencia, y debería poseer una armadura apropiada a fin de garantizar que es lo bastante fuerte para el transporte de los reptiles y para resistir el ajetreo del traslado.
   
3.2 No deberían existir bordes o salientes afilados en las superficies interiores del contenedor.
   
3.3 Si se emplean productos o pintura para conservar la madera del contenedor, se debería tener la seguridad de que no son tóxicos, y de que no irritan la piel.
   
3.4 El contenedor puede estar formado por varios compartimientos, con tal de que pueda manejarse sin dificultad.
   
3.5 El contenedor debería ser suficientemente apaisado para que los reptiles, tales como las tortugas, no puedan subir unos sobre otros, y debería ser de un tamaño tal que evite movimientos indebidos de los reptiles y disminuya, así, el riesgo de daño, en el caso de violento movimiento del contenedor.
   
3.6 Debería existir una tapa, a lo largo y a lo ancho del contenedor, con un seguro dispositivo de cierre.
   
3.7 Para garantizar siempre una apropiada entrada y salida de aire, deberían existir agujeros de ventilación en las paredes y en la tapa del contenedor. Dichos agujeros de ventilación deberían estar cubiertos con una malla fina.
   
3.8 Debería disponer de barras de sujeción o asideros apropiados.
   
3.9 En las paredes, techo y base del contenedor deberían existir listones espaciadores de tamaño apropiado para que haya libre entrada y salida de aire, mismo cuando los contenedores son apilados o arrimados uno junto al otro.
   
4. Acondicionamiento
   
4.1 Se debería meter a las serpientes y a los lagartos en bolsas apropiadas, que después se deberían precintar y, según los casos, rotular con "REPTILES VENENOSOS" o "REPTILES NO VENENOSOS". Sin embargo, las bolsas en general no convienen para el transporte de camaleones (Chamaeleonidae) y de lagartos de tipo espinoso como algunos Agamidae. Para los primeros las mejores condiciones de transporte son en contenedores con una serie de varillas fijas y para los otros, en contenedores con material blando y suelto donde pueden esconderse.
   
4.2 En el caso de pequeños reptiles, pueden transportarse varios en la misma bolsa.
   
4.3 Si es necesario, se debería poner en torno a los reptiles musgo esfagníneo húmedo; para algunas especies, es necesario prever agua salada.
   
4.4 Se deberían fijar firmemente las bolsas al contenedor.
     
5. Etiquetaje y documentos para la expedición
   
  Deberían existir las siguientes etiquetas, resistentes al agua y duraderas:
   
5.1 "REPTILES VIVOS - NO INCLINAR", "VENENOSOS" o "NO VENENOSOS" en todos los lados y en la parte superior.
   
5.2 Debería ponerse en todos los puntos posibles el símbolo representado por flechas que indica la posición "hacia arriba".
   
5.3 Nombre, dirección y número de teléfono del remitente y del destinatario. No deberían citarse apartados de correos como única dirección.
   
5.4 Lista detallada del contenido: número de animales, nombres científicos y nombres comunes en los países de exportación e importación.
   
5.5 Temperatura - máxima y mínima - requerida.
   
5.6 Fecha en que se embaló los reptiles para el traslado.
   
5.7 Sello oficial del transportista con la fecha en la cual se hizo cargo de la entrega del envío.
   
  Se debería fijar firmemente en el contenedor un sobre resistente al agua y duradero, que contenga los siguientes documentos y otros datos importantes:
   
5.8 Copia del nombre, dirección y número de teléfono del remitente y del destinatario.
   
5.9 Copia de la lista del contenido, como en 5.4.
   
5.10 Copias de los correspondientes permisos de exportación e importación.
   
5.11 Copia del certificado válido de salud, conforme a las exigencias del país importador.
   
5.12 Copia de las instrucciones relativas a temperatura.
   
____________________
   
1 Pueden surgir circunstancias que justifiquen la inobservancia de esta recomendación.
2 Los reptiles están, con frecuencia, en estado de letargo y, por consiguiente, se debería recurrir al asesoramiento de una persona calificada en el tratamiento de reptiles, antes de emprender acción alguna cuando haya dudas acerca de las condiciones en que se encuentra.